Blog Colectivo.Abierto A Toda Mente Despierta Que Desee Colaborar.

Nada Podemos Esperar Sino De Nosotros Mismos!!

martes, 2 de agosto de 2016

Vicenç Navarro: Marx llevaba bastante razón

Marx llevaba bastante razón

Vicenç Navarro
Catedrático de Ciencias Políticas y Políticas Públicas. Universidad Pompeu Fabra, y ex Catedrático de Economía. Universidad de Barcelona

Como consecuencia del enorme dominio que las fuerzas conservadoras tienen en los mayores medios de difusión y comunicación, incluso académicos, en España (incluyendo Catalunya), el grado de desconocimiento de las distintas teorías económicas derivadas de los escritos de Karl Marx en estos medios es abrumador. Por ejemplo, si alguien sugiere que para salir de la Gran Recesión se necesita estimular la demanda, inmediatamente le ponen a uno la etiqueta de ser un keynesiano, neo-keynesiano o “lo que fuera” keynesiano. En realidad, tal medida pertenece no tanto a Keynes, sino a las teorías de Kalecki, el gran pensador polaco, claramente enraizado en la tradición marxista, que, según el economista keynesiano más conocido hoy en el mundo, Paul Krugman, es el pensador que ha analizado y predicho mejor el capitalismo, y cuyos trabajos sirven mejor para entender no solo la Gran Depresión, sino también la Gran Recesión. En realidad, según Joan Robinson, profesora de Economía en la Universidad de Cambridge, en el Reino Unido, y discípula predilecta de Keynes, este conocía y, según Robinson, fue influenciado en gran medida por los trabajos de Kalecki.

Ahora bien, como Keynes es más tolerado que Marx en el mundo académico universitario, a muchos académicos les asusta estar o ser percibidos como marxistas y prefieren camuflarse bajo el término de keynesianos. El camuflaje es una forma de lucha por la supervivencia en ambientes tan profundamente derechistas, como ocurre en España, incluyendo Catalunya, donde cuarenta años de dictadura fascista y otros tantos de democracia supervisada por los poderes fácticos de siempre han dejado su marca. Al lector que se crea que exagero le invito a la siguiente reflexión. Suponga que yo, en una entrevista televisiva (que es más que improbable que ocurra en los medios altamente controlados que nos rodean), dijera que “la lucha de clases, con la victoria de la clase capitalista sobre la clase trabajadora, es esencial para entender la situación social y económica en España y en Catalunya”; es más que probable que el entrevistador y el oyente me mirasen con cara de incredulidad, pensando que lo que estaría diciendo sería tan anticuado que sería penoso que yo todavía estuviera diciendo tales sandeces. Ahora bien, en el lenguaje del establishment español (incluyendo el catalán) se suele confundir antiguo con anticuado, sin darse cuenta de que una idea o un principio pueden ser muy antiguos, pero no necesariamente anticuados. La ley de la gravedad es muy, pero que muy antigua, y sin embargo, no es anticuada. Si no se lo cree, salte de un cuarto piso y lo verá.

La lucha de clases existe

Pues bien, la existencia de clases es un principio muy antiguo en todas las tradiciones analíticas sociológicas. Repito, en todas. Y lo mismo en cuanto al conflicto de clases. Todos, repito, todos los mayores pensadores que han analizado la estructura social de nuestras sociedades –desde Weber a Marx- hablan de lucha de clases. La única diferencia entre Weber y Marx es que, mientras que en Weber el conflicto entre clases es coyuntural, en Marx, en cambio, es estructural, y es intrínseco a la existencia del capitalismo. En otras palabras, mientras Weber habla de dominio de una clase por la otra, Marx habla de explotación. Un agente (sea una clase, una raza, un género o una nación) explota a otro cuando vive mejor a costa de que el otro viva peor. Es todo un reto negar que haya enormes explotaciones en las sociedades en las que vivimos. Pero decir que hay lucha de clases no quiere decir que uno sea o deje de ser marxista. Todas las tradiciones sociológicas sostienen su existencia.

 Las teorías de Kalecki

Kalecki es el que indicó que, como señaló Marx, la propia dinámica del conflicto Capital-Trabajo lleva a la situación que creó la Gran Depresión, pues la victoria del capital lleva a una reducción de las rentas del trabajo que crea graves problemas de demanda. No soy muy favorable a la cultura talmúdica de recurrir a citas de los grandes textos, pero me veo en la necesidad de hacerlo en esta ocasión. Marx escribió en El Capital lo siguiente: “Los trabajadores son importantes para los mercados como compradores de bienes y servicios. Ahora bien, la dinámica del capitalismo lleva a que los salarios –el precio de un trabajo- bajen cada vez más, motivo por el que se crea un problema de falta de demanda de aquellos bienes y servicios producidos por el sistema capitalista, con lo cual hay un problema, no solo en la producción, sino en la realización de los bienes y servicios. Y este es el problema fundamental en la dinámica capitalista que lleva a un empobrecimiento de la población, que obstaculiza a la vez la realización de la producción y su realización”. Más claro, el agua. Esto no es Keynes, es Karl Marx. De ahí la necesidad de trascender el capitalismo estableciendo una dinámica opuesta en la que la producción respondiera a una lógica distinta, en realidad, opuesta, encaminada a satisfacer las necesidades de la población, determinadas no por el mercado y por la acumulación del capital, sino por la voluntad política de los trabajadores.

De ahí se derivan varios principios. Uno de ellos, revertir las políticas derivadas del domino del capital (tema sobre el cual Keynes no habla nada), aumentando los salarios, en lugar de reducirlos, a fin de crear un aumento de la demanda (de lo cual Keynes sí que habla) a través del aumento de las rentas del trabajo, vía crecimiento de los salarios o del gasto público social, que incluye el Estado del bienestar y la protección social que Kalecki define como el salario social.

Mirando los datos se ve claramente que hoy las políticas neoliberales realizadas para el beneficio del capital han sido responsables de que desde los años ochenta las rentas del capital hayan aumentado a costa de disminuir las rentas del trabajo (ver mi artículo “Capital-Trabajo: el origen de la crisis actual” en Le Monde Diplomatique, julio 2013), lo cual ha creado un grave problema de demanda, que tardó en expresarse en forma de crisis debido al enorme endeudamiento de la clase trabajadora y otros componentes de las clases populares (y de las pequeñas y medianas empresas). Tal endeudamiento creó la gran expansión del capital financiero (la banca), la cual invirtió en actividades especulativas, pues sus inversiones financieras en las áreas de la economía productiva (donde se producen los bienes y servicios de consumo) eran de baja rentabilidad precisamente como consecuencia de la escasa demanda. Las inversiones especulativas crearon las burbujas que, al estallar, crearon la crisis actual conocida como la Gran Depresión. Esta es la evidencia de lo que ha estado ocurriendo (ver mi libro Ataque a la democracia y al bienestar. Crítica al pensamiento económico dominante, Anagrama, 2015)

De ahí que la salida de la Gran Crisis (en la que todavía estamos inmersos) pase por una reversión de tales políticas, empoderando a las rentas del trabajo a costa de las rentas del capital. Esta es la gran contribución de Kalecki, que muestra no solo lo que está pasando, sino por dónde deberían orientar las fuerzas progresistas sus propuestas de salida de esta crisis, y que requieren un gran cambio en las relaciones de fuerza Capital-Trabajo en cada país. El hecho de que no se hable mucho de ello responde a que las fuerzas conservadoras dominan el mundo del pensamiento económico y no permiten la exposición de visiones alternativas. Y así estamos, yendo de mal en peor. Las cifras económicas últimas son las peores que hemos visto últimamente.

(http://blogs.publico.es/vicenc-navarro/2016/08/01/marx-llevaba-bastante-razon/)

lunes, 4 de abril de 2016

Todo Parado: Déficit Y Gasto Fuera De Control

Todo parado: déficit y gasto fuera de control
Por: Roberto Centeno.
La clase política española, la más incompetente y apátrida de Occidente y a la que solo le importa el poder, tiene el país paralizado. No le importa que cada semana tengamos que endeudarnos en 5.000 millones de euros para financiar un modelo de Estado inviable y corrupto hasta la médula, un cáncer que está devorando a la nación; que haya cinco millones de parados, de los que 3,5 están tirados en la cuneta sin ayuda ni prestación alguna; que seamos el país con más desigualdad de Europa, donde uno de cada tres niños vive por debajo del umbral de la pobreza; que el sistema de pensiones esté quebrado, o que España esté al borde del abismo y con los pies colgando, con el gasto público fuera de control y una burbuja de deuda imposible de pagar que será la ruina de varias generaciones.
En ningún momento esta banda de los cuatro, que ha sobrepasado los límites de la decencia, ha debatido cómo solucionar los graves problemas de España. Solo han discutido sobre quién va a mandar y cuántas poltronas se lleva cada uno, y para ello han traicionado los estatutos de los propios partidos y a su propia madre si fuera menester.Solo hay algo en lo que todos están de acuerdo: más gasto, más impuestos y más deuda. PSOE/C's propugnan un incremento del gasto en 60.000 millones, Podemos de 96.000 millones y el PP no dice nada. Pero no hace falta, jamás ha cumplido los objetivos de déficit. Rajoy rechazó irresponsablemente un rescate a cambio de recortar gasto, nos endeudó en 500.000 millones y elevó la fiscalidad, particularmente de la clase media, al nivel más alto de nuestra historia.
¿Y qué decir del Gobierno en funciones? Era obvio, y así lo he venido afirmando desde hace meses, que el objetivo de déficit no se cumpliría, que sería superior incluso al de 2014 (el real es superior al publicado). Y ahora resulta que todos se asombran y rasgan las vestiduras, como si los gastos electoralistas fueran una fantasía de los 'catastrofistas', como si el déficit de la Seguridad Social no se supiera mes a mes que iba a doblar el de 2014 o como si se acabaran de enterar de que Rajoy y sus secuaces se han pasado la Ley de Estabilidad Presupuestaria por el forro desde 2012 y han dejado el gasto autonómico fuera de control.
La autonomía organizativa y de gasto de las comunidades autónomas es mucho mayor de la que dispone España frente a Europa
En lugar de intervenir las CCAA que no cumplieran, como se comprometió Rajoy y me confirmó personalmente Montoro, les han entregado 175.000 millones de euros vía fondos de liquidez y de pago a proveedores, sin intereses y sin control alguno. ¡Y ahora Montoro clama porque no cumplen!, ¡pero si llevan cuatro años sin cumplir! Y lo que es de cárcel: hace dos semanas prometen al sedicioso Junqueras 7.560 millones para devolver préstamos y financiar la independencia. Pero esta vez el descrédito institucional está siendo colosal. Toda la gigantesca patraña de excelente gestión económica y de reducción de los desequilibrios esenciales vendida por Rajoy y coreada por los medios se ha venido abajo. De Guindos hace dos semanas decía que “España siempre cumple”, cuando no ha cumplido jamás y se ha convertido en el hazmerreír de Bruselas. Solo el río de dinero del BCE y su férreo control de la prima de riesgo nos salvan de la quiebra inmediata.
Las cifras de un desastre económico y social
La mayoría de la gente no es consciente del desastre económico y social, aparte del político, a que nos han llevado los 40 años transcurridos desde la infausta Transición. PSOE y UCD primero (PP después) engañarían a los españoles robándonos la democracia e imponiéndonos un régimen oligárquico de partidos, aliados primero con la oligarquía económica y a su servicio después. Son los autores del desastre, cuya piedra angular fue la creación de un modelo de Estado disparatado y único en el mundo. El"café para todos” de Adolfo Suárez, uno de los políticos más irresponsables en siglos -es un insulto que el aeropuerto de Madrid lleve su nombre-, fue un error histórico por el que España se fragmentaría en 17 reinos de taifas que además nos está llevando a la ruina económica y a la destrucción política.
La oligarquía política encontraría en ello el terreno propicio para colocar a sus élites territoriales, que a su vez enchufaron a cientos de miles de parientes, amigos y correligionarios -dos millones a día de hoy-, y para justificar su existencia se dotarían a sí mismas de todos los mecanismos propios de estados independientes, multiplicando por 17 parlamentos e instituciones, creando leyes propias y una burocracia que hace casi imposible el desarrollo empresarial. Todo un caos organizativo, de proliferación de organismos innecesarios, de duplicidades y de gastos sin control alguno. España es el país de la UE con mayor porcentaje de descentralización del gasto, casi los dos tercios, y el que menos instrumentos de control dispone. La autonomía organizativa y de gasto de las comunidades autónomas es mucho mayor de la que dispone España frente a Europa.
En 1975, los hijos vivían mucho mejor que sus padres, hoy por primera vez en siglos los hijos viven peor que los padres y con unas expectativas de futuro sombrías
El Estado autonómico supone un despilfarro anual de más de 100.000 millones de euros.
La duplicidades entre AAPP cuestan 36.000 millones, las más de 3.000 empresas públicas inútiles creadas solo para colocar a cientos de miles de familiares y amigos y para ocultar deuda, 15.000; pero luego existen todos los disparates inimaginables: embajadas, observatorios, canales de televisión, consejos consultivos, etc. A ello se suman los gastos derivados del fraccionamiento de los servicios al perderse todas las economías de escala, o las más de 300.000 personas dedicadas a romper la unidad de mercado, con más de 100.000 leyes y reglamentos en vigor. Y por otro lado, los oligarcas del Ibex, según calcula la CNMC, cobran por los bienes y servicios que suministran a las AAPP 45.000 millones de euros anuales de más que lo que costaría en forma competitiva. Es de locos.
Que con estas cifras nos digan que como no podemos mantener las pensiones hay que crear un impuesto adicional por 20.000 millones, o que para pagar a los parados sin recursos o a los dependientes, para mejorar la educación, cuando sobran 25 universidades públicas, etc, se necesita subir impuestos y endeudarnos brutalmente, simplemente no tiene pase. De todas formás, la culpa la tenemos los ciudadanos, que en lugar de salir a la calle a pedir la cabeza de esta clase política incompetente, despilfarradora y corrupta, dejamos como corderos que nos arruinen y que acaben con nuestro futuro y el de nuestros hijos.
En 1975, España era la octava potencia económica del mundo; hoy somos la decimosexta.
En 1975, el PIB per cápita de España relativo a los nueve países centrales de Europa -antigua CEE- era del 81,4%, hoy es del 70%. En 1975, la industria representaba el 36% del PIB, hoy, convertidos en una economía de 'especuladores y camareros', representa el 15%. En 1975, el PIB per cápita de España era igual al de Irlanda, hoy el de Irlanda es un 46,6% mayor. En 1975, teníamos el cuarto mejor sistema de enseñanza pública de Europa, hoy uno de los peores. En 1975, la presión fiscal sobre el trabajo era del 14%, hoy es del 41%, frente al 36% de media de la OCDE. En 1975, los hijos vivían mucho mejor que sus padres, hoy por primera vez en siglos los hijos viven peor que los padres y con unas expectativas de futuro sombrías. Esta es la grandiosa herencia económica de la Transición.
El futuro económico inmediato
“Quiero un Gobierno que no robe y al que le cuadren las cuentas”, dice Rivera. Si esto es verdad, ¿cómo narices vas a formar Gobierno con el PSOE, que lleva robando desde 1982 y al que jamás le cuadraron las cuentas? Realmente grandioso, Albert. ¿Esto te lo ha contado Garicano, que dice que no podemos cumplir el déficit porque el despilfarro autonómico es intocable y que hay que subir impuestos o se te ha ocurrido a ti solito? Y este es el menos malo de la banda de los cuatro que tienen en sus manos el destino de España. Y ahora tratemos de extrapolar lo que sabemos para ver qué puede suceder en el futuro inmediato.
Empecemos por el crecimiento, tan ensalzado por medios y analistas, que ni se molestan en averiguar cómo se construye esta cifra y menos aún en contrastarla con la realidad. La cifra oficial es el 3,2% en 2015, les repito de nuevo cómo se calcula. Primero el BdE, sin dato contable alguno, a puro olfato a gusto del Gobierno de turno, adelanta una cifra estimada. Dos semanas después, el INE cuadra literalmente a martillazos sus cifras, que coinciden, ¡oh casualidad! al milímetro con las del BdE. El año que viene, cuando los datos macroeconómicos se revisen, dará la cifra de crecimiento definitiva de PIB 2015. ¿Y qué ha pasado con los PIB de 2011, 2012 y 2013? Pues que el crecimiento fue entre cuatro y cinco décimas inferior a la estimación oficial, lo que ha venido ocurriendo sistemáticamente desde 2008.
O sea, que dentro de un año nos enteraremos de que el crecimiento de 2015 no fue del 3,2% sino del 2,7 o el 2,8%. Y, entonces, ¿a quién narices le importará ya? Pero aquí y ahora, la cifra estimada parte de la base de que el crecimiento en el 4T fue del 0,8%. ¿Y cómo el crecimiento del 4T va a ser igual que el del 3T cuando se crearon 180.000 puestos de trabajo mientras que en 4T estos se desplomaron a solo 31.000? O ¿cómo es posible que el deflactor del PIB sea del +0,6 si el IPC ha caído un -0,5%? Si utilizamos el IPC para deflactar el PIB pm, el crecimiento no es del 3,2 sino del 2. Y en cuanto a 2016, la previsión que acaba de publicar el BdE es una broma, resulta inaudito que los medios lo comenten como si fuera la Biblia sin que nadie se moleste en contrastar nada, ni en explicar que el BdE nunca ha dado una en sus previsiones excepto sobrevalorarlas.
Dentro de un año, nos enteraremos de que el crecimiento de 2015 no fue del 3,2% sino del 2,7 o el 2,8%. ¿A quién narices le importará ya?
Para empezar, el crecimiento del T1 no es del 0,7, sino del 0,6; y a nivel año la estimación no es del 2,7%, sino del 1,5 (0,6, 1T; 0,5, 2T; 0,3, T3, y 0,1, 4T), y lo que es peor: casi cero para 2017. Si analizamos los indicadores económicos más significativos, el crecimiento de las ventas en grandes empresas ha caído un 3,9% respecto al 4T de 2015; el crecimiento del consumo de energía eléctrica corregido ha pasado de un +2,5 al -0,7%; el IPI, del 4,2% al 3,2; el crecimiento del consumo aparente de cemento es un tercio inferior; el crecimiento de la matriculación de vehículos de carga es casi la mitad; la negatividad del saldo comercial exterior ha crecido en un 25%, y los indicadores de confianza industrial y del consumidor se han desplomado al -1,9 y al -2,5% respectivamente, o veamos los PMI manufacturero y de servicios, que indican que la tendencia futura va en caída: ¿de dónde sacan los artistas del BdE que el crecimiento ha sido solo una décima menor?
Respecto al déficit de 2015, la cifra dada por Montoro no es que sea falsa, es que es groseramente falsa. Según esta, el déficit de la Seguridad Social es del 1,26% del PIB, o 13.500 millones de euros, sin embargo, y a falta de los datos de diciembre, que ¡oh casualidad! aún no están publicados aunque sí los de enero de 2016, los recursos no financieros han crecido en 2015 un 0,8% mientras que los gastos no financieros lo han hecho al 5,8%. Extrapolando el mes que falta, el déficit es de 20.000 millones, el doble de 2014. Esto significa que el déficit de las AAPP es 6.500 millones superior al que ha dicho Montoro o 0,6 puntos de PIB. Si a esto le sumamos el que Montoro ha dejado los cajones llenos de facturas y las CCAA hasta los armarios,el déficit público real supera el 6% ampliamente. ¡ A ver cuándo Bruselas empieza a comprobar algo para variar!
Y así las cosas, con Rajoy como presidente del Gobierno, un desastre sin paliativos que habiendo tenido todo el poder para cambiar España lo ha empleado para endeudarla y empobrecerla hasta el límite, o con un Sánchez que no podría gestionar ni una tienda de chuches, nuestra ruina está asegurada. ¿Cuándo ocurrirá esto? España necesita en 2016 y siguientes obtener en torno a 250.000 millones de euros anuales en los mercados para renovar deuda y deuda nueva, una cifra que causa vértigo y que sin el blindaje del BCE sería imposible. Que la banda de los cuatro diga que se acabó la austeridad es de traca, ¿nos van a prestar acaso 300.000 millones cada año para gastar lo que nos dé la gana? Por lo tanto, cualquier variación en la percepción del riesgo España en los mercados o que Bruselas exija el recorte inmediato del gasto pondrán punto final a este desastre. Desgraciadamente y mientras tanto, nos freirán a impuestos y completarán la destrucción de la clase media y el hundimiento de las pensiones.

http://blogs.elconfidencial.com/economia/el-disparate-economico/2016-04-04/todo-parado-deficit-y-gasto-fuera-de-control_1178039/

jueves, 31 de marzo de 2016

10 Cosas Que Todo Brasil Necesita Saber



10 cosas que todo Brasil necesita saber
Igor Fuser

1. El pedido de destitución de la presidenta Dilma Rousseff no tiene nada que ver con la operación Lava Jato, ni con ninguna otra iniciativa de combate a la corrupción. Dilma no es acusada de robar centavo alguno. El pretexto utilizado por los políticos de oposición para tratar de desplazarla del gobierno, es el llamado "maquillaje fiscal", es un procedimiento de gestión del presupuesto público de rutina en todos los niveles de gobierno, federal, estatal y municipal, y fue adoptado en los mandatos de Fernando Henrique Cardoso y Lula sin ningún problema. Ella, simplemente, puso dinero de la Caixa Econômica Federal en programas sociales, para poder cerrar las cuentas y, al año siguiente, devolvió el dinero a la Caixa. No obtuvo ningún beneficio personal y ni sus peores enemigos logran acusarla de algún acto de corrupción.
2. Justamente por eso el pedido de destitución es un golpe, ya que la presidenta sólo puede ser separada si se demuestra que ha cometido un crimen -y ese crimen no ocurrió, tanto que, hasta ahora, el nombre de Dilma ha quedado fuera de todas las investigaciones de corrupción, pues no existe, contra ella, ni la misma la más mínima sospecha.
3. Al contrario de la presidente Dilma, los políticos que piden la destitución están más sucios que un palo de gallinero. Eduardo Cunha (PMDB-RJ), quien como presidente de la Cámara es responsable del proceso de destitución, recibió más de R $ 52 millones tan solo de la corrupción en la Petrobras y es propietario de depósitos millonarios en cuentas secretas en Suiza y en otros paraísos fiscales. En la comisión de diputados que analizará el pedido de destitución, con 65 integrantes, 37 (¡más de la mitad!) están en la mira de la Justicia, investigados por corrupción. Si ellos logran deponer a la presidenta, esperan recibir, a cambio, la impunidad por las estafas cometidas.
4. Quien lidera la campaña por la destitución es el PSDB, partido opositor derrotado en las elecciones presidenciales de 2014. Su candidato, Aecio Neves, pretende alcanzar en el escritorio el resultado político que no fue capaz de obtener en las urnas, irrespetando el voto de 54.499.901 brasileños y brasileñas que votaron por Dilma (3,4% más que los votantes de Aecio en la segunda ronda).
5. Si se consuma el golpe, la oposición aplicará todas las propuestas elitistas y autoritarias que Aecio planeaba implementar si hubiese ganado la elección. El presidente golpista, con toda seguridad, cambiará la legislación laboral, en detrimento de los asalariados; revocará la política de valoración del salario mínimo; implementará la terciarización de la mano de obra sin restricciones; entregará las reservas de petróleo del pré-sal a las corporaciones transnacionales (como defiende el senador José Serra); privatizará el Banco do Brasil y la Caixa Econômica Federal; introducirá la educación pagada en las universidades federales, como un primer paso hacia su privatización; reprimirá los movimientos sociales y a la libertad de expresión en Internet; expulsará a los cubanos que trabajan en el Programa Más Médicos; dará luz verde al agronegocio para apropiarse de las tierras indígenas; eliminará la política exterior independiente, degradando el Brasil al papel de sirviente de Estados Unidos. Es eso, mucho más que el mandato de la presidenta Dilma o el futuro político de Lula, lo que está en juego en la batalla del juicio político.
6. Es un engaño suponer que la economía mejorará después de un eventual cambio en la presidencia de la República. Todos los factores que llevaron al país a la crisis actual continuarán presentes, con varios agravantes. La inestabilidad política será la regla. Los líderes de la actual campaña golpista pasarán a luchar cuerpo a cuerpo por el poder como pirañas alrededor de un trozo de carne. Y Dilma será reemplazada por un sujeto débil, Michel Temer, más interesados en asegurar su futuro (sin duda una silla en el Tribunal Supremo Federal) y protegerse de las acusaciones de corrupción antes que gobernar efectivamente. La inflación seguirá aumentando, y el desempleo también.
7. En el plano político, Brasil se sumergió en un período caótico, de fuerte inestabilidad. El derrocamiento de una presidenta electa, sacramentada por el voto, llevará al país a que, por primera vez desde el fin del régimen militar, al frente del Ejecutivo estará un mandatario ilegítimo, rechazado por una gran parte de la sociedad.
8. El conflicto dará la tónica de la vida social. Las tendencias fascistas, ensañadas con el golpe, se van a sentir liberadas para poner en práctica sus impulsos violentos, expresados simbólicamente, en las imágenes de muñecos colgados mostrando la gorra del MST o la estrella del PT y, de una forma más concreta, en las invasiones y ataques contra sindicatos y partidos políticos, en los ataques salvajes a personas cuyo único delito es vestir una camisa de color rojo. El líder de esta corriente de extrema derecha, el diputado Jair Bolsonaro, ya defendió abiertamente, en una de las manifestaciones a favor del juicio político, que cada hacendado cargue consigo un rifle para matar militantes del MST.
9. Los sindicatos y los movimientos sociales no se quedarán con los brazos cruzados ante la truculencia de la derecha y la ofensiva gobiernista y patronal contra los derechos sociales conquistados durante las últimas dos décadas. Va a resistir por todos los medios - huelgas, ocupaciones de tierras, bloqueos de carreteras, toma de edificios, y mucho más. Brasil se tornará un país desgarrado, por culpa de irresponsabilidad y de la ambición desmedida de media docena de políticos incapaces de llegar al poder por el voto popular. Eso es lo que nos espera si el golpe contra el presidente Dilma se consuma.
10. Pero eso no sucederá. La movilización de la ciudadanía en defensa de la legalidad y de la democracia está creciendo, con la adhesión de más y más personas y movimientos, independientemente de su afiliación política, creencias religiosas y de si apoyan o no la política oficial. La opinión de cada uno de nosotros sobre el PT o el gobierno Dilma ya no es lo que importa. Están en juego la democracia, el respeto al resultado de las urnas y la norma constitucional que prohíbe la aplicación de un juicio político sin la existencia de un delito que justifique esta medida extrema. Más y más brasileños están percibiendo esto y saliendo a las calles contra los golpistas. Este 31 de marzo, la resistencia democrática trabará una batalla decisiva.
Es esencial la participación de todos, en cada rincón de Brasil. Todos precisamos salir a las calles, en defensa de la legalidad, de la Constitución y de los derechos sociales. ¡Todos juntos! ¡El fascismo no pasará! ¡No va haber golpe! (Traducción ALAI)

- Igor Fuser es profesor de relaciones internacionales en la Universidad Federal de ABC (UFABC).

Fuente: http://www.alainet.org/es/articulo/176376

miércoles, 30 de marzo de 2016

Europa Años 30, ‘Reloaded’

Europa años 30, ‘reloaded’

Una relectura de ‘Los orígenes del totalitarismo’, de Hannah Arendt, revela que hoy, como ayer, decisiones burocráticas, frías y racionales organizan el horror para miles de personas
VÍCTOR ALONSO ROCAFORT


30 DE MARZO DE 2016

En 1951 Hannah Arendt publicó Los orígenes del totalitarismo. Al final de su segundo volumen incluyó un capítulo clave para comprender la situación de migrantes y refugiados en Europa. Allí describe lo sucedido en los años 30, y lo chocante es que en gran parte refleja la situación actual. Además la autora judía plantea (cruciales) problemas políticos de fondo, aún hoy sin resolver.
El texto de Arendt lo he recomendado en diversos foros y escritos. En esta ocasión trataré de trasladar la esencia de sus ideas a la situación crítica que vivimos para denunciar que se está repitiendo lo que tantas veces dijimos que impediríamos. Lo entrecomillado es de Arendt.
Estamos ante una cadena de acontecimientos originada por las irresponsables decisiones tomadas en organismos de dudosa legitimidad democrática. La deriva es “estúpida” y de terribles consecuencias. Vamos hacia un abismo bien conocido por la vieja Europa.
En el caso español el presidente de un gobierno en funciones, Mariano Rajoy, ha firmado en nombre de España el Acuerdo entre la UE y Turquía sin presentarlo siquiera previamente al Parlamento. En el Consejo Europeo por su parte se hace y se deshace, como es costumbre, sin consultar a la ciudadanía y minusvalorando al Parlamento Europeo. En este caso se ha sepultado un derecho humano fundamental en otra de sus blindadas cumbres.
Hoy como ayer decisiones burocráticas, frías y racionales organizan el horror para miles de personas.
Las últimas decisiones de la Unión Europea (UE) muestran la esencia criminal del proyecto de las élites del continente. El dogma neoliberal de los recortes sociales en defensa de las oligarquías económicas y el acuerdo contra los refugiados derriban del todo la fachada que la UE a duras penas mantenía los últimos años. Es urgente reconstruirla desde los valores europeos, humanistas, antifascistas y solidarios por los que la izquierda una vez luchó en el continente. Precisamos recuperar una ética de la resistencia frente a la barbarie.

Durante siglos, especialmente en las guerras de religión europeas, la población que huía de un conflicto bélico hallaba abrigo y refugio en otro país. La “larga y sagrada historia” de este derecho “se remonta a los auténticos comienzos de la vida política regulada”. Esto finaliza en los años de entreguerras con las consecuencias que todos sabemos. Recordemos que el derecho que de nuevo hoy se abole es nada más y nada menos “el símbolo de los derechos humanos en la esfera de las Relaciones Internacionales”.
Uno de los cínicos argumentos manejados por los fascistas en el siglo XX era que los derechos humanos que esgrimían las democracias no eran más que papel mojado, declaraciones nominales que escondían que el mundo real funcionaba de otra manera. En la década de los treinta se pudieron escuchar las risotadas de Hitler, Goebbels y compañía cuando las autodenominadas democracias liberales deportaban, perseguían y encerraban refugiados. “¡Veis, teníamos razón!”, bramaban ufanos en sus comunicados, algunos de los cuales Arendt recoge.
La defensa de los derechos humanos es vital para que no domine de nuevo el fascismo en Europa, para no darles la razón. Los partidos fascistas en Europa son votados hoy por el 30% de votantes en ciudades como Viena, avanzan firmes de la mano de Marine Le Pen en Francia, siguen inquietando en Grecia, logran porcentajes de hasta el 25% en algunos Länder alemanes, por no hablar de su preeminencia en países como Dinamarca, Hungría, Suecia, Finlandia o Polonia, entre otros. Al igual que entonces se utilizaron las tensiones bélicas y nacionalistas resultantes de una política internacional lamentable, hoy se utiliza el terrorismo surgido de un escenario igual de penoso como corriente emocional para cerrar comunidades agresivas en el interior.

En este contexto de fortalecimiento del fascismo, al comprobar que el artículo 14 de la Declaración Universal de los Derechos Humanos, el relativo al derecho de asilo, deja de tener efecto en la Unión Europea, decir que estamos alarmados es quedarse cortos.
La situación de los refugiados y refugiadas procedentes en su mayor parte de Siria, pero no sólo, muestra con toda crudeza la situación del resto de migrantes en Europa. En los últimos 15 años las políticas migratorias decididas por líderes europeos votados por casi todos han convertido el Mediterráneo en una enorme fosa común que ha recibido más de 25.000 cadáveres, sin contar los no identificados.
En nuestras comunidades políticas se ha aceptado, sin grandes protestas, que haya ciudadanos de primera y de segunda dependiendo de su origen nacional y su renta. Se ha aceptado que tengamos muros y alambradas, centros de internamiento y redadas racistas. Tenemos vecinos que viven permanentemente con miedo al internamiento forzoso y la deportación sólo por venir de otro país pobre o en guerra con los bolsillos vacíos. No hay más delito. Se les ataca oficialmente, día y noche, por “su simple presencia en el mundo”.
Refugiados y migrantes económicos, familias enteras que huyen del horror, no han hecho así nada punible, son completamente inocentes. Es más, son víctimas de conflictos bélicos e injusticias económicas. Y sin embargo son expulsados y maltratados por las autoridades estatales de la UE. La construcción de sus vidas en tierra europea no es que sea vulnerable, es lo siguiente. Por supuesto que como en todo colectivo de millones de personas donde corre la vida los habrá bondadosos y malvados, genios y zotes, altos y bajos. No son figuras pasivas de un drama televisado. Es más, con la determinación de su viaje se han mostrado plenamente activos para escapar de un futuro impuesto de bombas y escasez.

Ahora se les priva de una ley que les proteja, de una comunidad política, de unos derechos. “Se les priva de un lugar en el mundo”. Son refugiados arrojados a campos inmundos porque son “los indeseables de Europa”. Por eso se paga a Turquía.
Johan Galtung denominaba como violencia estructural a las condiciones económicas que impiden llevar una vida digna. Los migrantes que huyen de esa pobreza que violenta el cuerpo y el alma, los migrantes que huyen de las guerras, no encuentran acogida en un continente relativamente próspero y en paz como es Europa porque así lo están decidiendo nuestros gobernantes en nuestro nombre.
“Lo que carece de precedentes no es la pérdida de un hogar, sino la imposibilidad de hallar uno nuevo (…) No tenía nada que ver con un problema material o superpoblación. Era un problema, no de espacio, sino de organización política”.
A día de hoy alrededor de seis millones de refugiados sirios se encuentran en Jordania, Líbano y la propia Turquía. La UE, mucho más rica, apenas había aceptado entre 2011 y 2014 al 12% del 1,8 millón de sirios que había solicitado asilo (unas 200.000 personas). Del plan de 160.000 personas a las que asilar que se había acordado el pasado septiembre, la UE sólo ha recolocado unos centenares cerrando casi por completo sus fronteras. Recordemos que de los millones de “personas desplazadas” en el mundo, eufemismo que según denunciaba Arendt iría sustituyendo paulatinamente al término apátrida, tan sólo un 14% llegaron a países industrializados.
La comunidad política que surge de las revoluciones modernas europeas frente al Antiguo Régimen tuvo claro desde el principio la defensa del imperio de la ley frente al uso despótico y arbitrario del poder que conllevaba el absolutismo. Esta defensa significa aceptar la igualdad de todos ante la ley, un elemento democrático que había de servir además como protección de los más débiles.
En la crisis de los refugiados se hace evidente al mundo, en su máxima crudeza, una ruptura con el principio de igualdad ante la ley que llevaba tiempo dándose en la UE. La Europa fortaleza de Schengen está detrás de la ruptura de los Tratados internacionales que se ha perpetrado estos días. Sin aquello esto de hoy resulta inexplicable.

“La nación-Estado no puede existir una vez ha quedado roto su principio de igualdad ante la ley”, insistía Arendt. Una vez quebrado este principio se ha generado oficialmente en el continente personas privilegiadas frente a individuos desfavorecidos. “¿Qué es el tercer estado?”, hemos de clamar de nuevo con Emmanuel Sieyès.
La libertad de movimiento para Arendt es la libertad fundamental, la originaria. Está íntimamente ligada a la libertad de movimiento en el pensar. La creación de campos de internamiento forzoso como solución rutinaria para migrantes y refugiados en Europa es una acción propia del fascismo, nunca de una democracia. No digamos ya su deportación.
El lema de Hitler hoy no podemos repetirlo, siquiera en voz baja: “Justo es lo que es bueno para el pueblo alemán”. Este Tratado sabemos que no es justo, pero tampoco es bueno para el pueblo europeo.
Inquieta seguir leyendo a Arendt: “La aparición de Gobiernos totalitarios es un fenómeno interior, no exterior, a nuestra civilización”.
Nuestro modelo de comunidad política aún se basa en la ajada trinidad Estado-nación-territorio, el llamado principio de las nacionalidades. No bastaron dos guerras mundiales para cambiarlo. Se sustenta así en la exclusión de los no nacionales, en la adquisición de derechos efectivos por la sangre y la tierra (ius sanguinis y ius soli, pilares de nuestros Códigos Civiles), en procesos complejos de naturalización. Como advirtió Arendt, se pensó que al vencer a los nazis se resolverían los problemas que cristalizaron en los horrores de Auschwitz. Pero a ella le internaron en un campo los franceses, como solía recordar.
El refugiado es “la figura política fundamental de nuestro mundo” desde hace cien años, con casi 60 millones en todo el planeta. Y subiendo. Multiplicar vallas y campos no está funcionando.
Fomentar la paz y las relaciones económicas justas es el objetivo fundamental. Pero las grandes palabras no bastan solas. Hemos de adaptar nuestras sociedades y comunidades políticas a la acogida desde ya, defender los derechos para todos los humanos y no sólo para los de nuestra sangre. El proyecto europeo del que nos sentíamos tan orgullosos no era el de las Leyes de Núremberg o Vichy, ya sabemos que tampoco el de la CECA o Maastricht.
La Convención de Ginebra, el Pacto Internacional de Derechos Civiles y Políticos, la Carta Social Europea, el Convenio Europeo de Derechos Humanos, son textos legales hoy violados por la UE a los que nos debemos agarrar con fuerza para detener esta barbarie. Se necesita todo el apoyo de la población en las querellas criminales anunciadas contra los responsables de esto.
Hemos de cambiar radicalmente la política migratoria de nuestros Estados. Atrevámonos a repensar el papel de las fronteras, la escala de nuestra política, los derechos de ciudadanía, el reparto de la riqueza y el modo de vida ecológica y humanamente sostenible que construir. Hemos de fortalecer un ethos democrático que se ha ido perdiendo aplastado por el dominio de un sentido común neoliberal que, de la mano de la glorificación del egoísmo y la codicia, ha traído miedos y prejuicios una vez más a amplias capas de ciudadanos europeos.
Reconstruyamos un carácter europeo capaz de defender con coraje y altruismo el derecho a tener derechos, la democracia. Lancémonos a innovar políticamente. Organicémonos una vez más, acudamos a las fronteras si es preciso, desobedezcamos a gran escala si con eso salvamos miles de vidas hoy en el alambre. Difundamos una nueva visión política para Europa, presionemos desde abajo para que, una vez haya nuevo gobierno, éste se desmarque de las directrices injustas e ilegales del Consejo. Defendamos, finalmente, la dignidad de todos los europeos y europeas que no nos dejamos arrastrar por el crimen.

Víctor Alonso Rocafort es Doctor en Teoría Política. Autor de Retórica, democracia y crisis. Un estudio de teoría política (CEPC, Madrid, 2010). Miembro del Colectivo Novecento. Candidato al Congreso en la lista de Unidad Popular-IU por Madrid.

Fuente: http://ctxt.es/es/20160330/Firmas/5062/refugiados-crisis-inmigracion-acuerdo-UE-Turquia-totalitarismos-Arendt-campos-internamiento-Hitler-Europa-Europa-contra-s%C3%AD-misma-Tribunas-y-Debates.htm#.Vv0BkLzu6FU.twitter

viernes, 18 de diciembre de 2015

Balance "Progresista", por Hoenir Sarthou

Balance "Progresista" 


Por Hoenir Sarthou
(Publicado a la‎(s)‎ 16 dic. 2015 14:48 por Semanario Voces)

El año 2015 se cierra con una oleada de crisis políticas y derrotas electorales para varios gobiernos “progresistas” o “de izquierda” de América Latina.

Las izquierdas gobernantes se ven en problemas. En Brasil, el gobierno de Dilma está en entredicho por el interminable asunto de la corrupción en Petrobrás. En Argentina, contra lo que pronosticaban las encuestas, la derrota electoral del kirchnerismo determinó ya un cambio de orientación  económica y política. Y, en Venezuela, las elecciones legislativas fueron una señal muy clara de lo que pasará con el gobierno de Maduro si no media algún cambio, que no se ve en el horizonte.

El Uruguay tampoco es completamente ajeno al fenómeno. La “desaceleración”, o crisis económica, comienza a vislumbrarse y trae recortes. Tras ella, asoma una deuda pública enorme, sobre todo para una perspectiva de vacas flacas. El gobierno tiene el menor índice de aprobación de los últimos once años y chapotea en un nuevo pozo embarrado, que esta vez se llama “Ancap”, pero antes se llamó “Pluna” y dentro de no mucho podrá llamarse “regasificadora”.  El pozo debe de ser hondo, porque los gobernantes han perdido la elegancia y se arrojan la culpa entre sí como si fuera una papa caliente.

Alentado por esas señales críticas, el viejo discurso del liberalismo económico toma fuerza y embiste, desde dentro y desde fuera de fronteras. Así, volvemos a oir hablar de “eficiencia”, de “gestión”, de “desregulación”, de “modernizarse”, de “competencia”, de “libertad de comercio” y de “libertad del consumidor”. Quien no haya vivido los años 90, podrá creer que se trata de ideas nuevas. Quienes vivimos esos años sabemos que, cuando fueron puestas plenamente en práctica, generaron en nuestros países enorme riqueza para muy pocos y una terrible miseria popular, que, curiosamente, desembocó en la apuesta generalizada a los gobiernos “progresistas”.

¿Qué ha pasado en estos años con los gobiernos “de izquierda” y “progresistas” de Latinoamérica? ¿Por qué este reflujo político e ideológico que amenaza con devolvernos al pasado?

Para responder a esas preguntas conviene recordar primero qué es el “progresismo” y en qué forma y por qué fue sustituyendo al término “izquierda”.

El “progresismo” es un nuevo nombre y una nueva actitud que adoptaron muchas fuerzas de izquierda para sobrevivir a la caída del “socialismo real” (la URSS y sus satélites). Desacreditado el socialismo estatista como vía para la reorganización social, muchos partidos de origen marxista asumieron que el capitalismo era una realidad a la que no se podía rehuir. Se postularon entonces para el gobierno ofreciendo dos cosas: a) vía libre para el ingreso a sus respectivos países de capitales e inversiones y el acatamiento de las reglas de juego del mercado global; b) políticas sociales que suavizaran los efectos más dañosos del sistema económico, especialmente para los sectores excluidos por el mismo sistema.

En algunos casos (Uruguay es uno de ellos) el “progresismo” se alió con los defensores de causas que no contradicen frontalmente al sistema económico, feminismo, movimiento gay, grupos raciales, dando lugar así a cosas como la llamada “nueva agenda de derechos”, que ha revestido al progresismo de cierto aire de “corrección política”.

Si bien el régimen chavista no calza exactamente en ese modelo, en algunos aspectos, justamente los que me propongo señalar en este artículo, su diferencia con el “progresismo” es en cierta medida retórica. Ya veremos por qué.

¿Cuál es el problema del “progresismo”?  

 Una primera mirada hace pensar que el problema es una combinación de ambigüedad ideológica, corrupción, soberbia y desprecio por el marco institucional.

Tal vez la gran convicción –no dicha- del “progresismo” es que teniendo buenos números macroeconomicos, posibilitados por la inversión extranjera o por la venta de materias primas y de recursos naturales, y dando cosas, servicios médicos, canastas de alimentos, transferencias económicas, permitiendo el acceso de los más pobres a ciertos niveles de consumo, es posible hacer cualquier cosa desde los cargos de gobierno. Y la realidad, en particular los resultados de las elecciones hasta ahora, parecía confirmar esa tesis.

Pero, como bien dice el refrán, “no hay tiempo que no se acabe ni tiento que no se corte”. El talón de Aquiles del “progresismo” es la falta de recursos. La baja de valor de sus recursos naturales, o las crisis de los mercados que los compran, deja a esos regímenes privados de su arma preferida y casi única: la transferencia de recursos para calmar los conflictos y las disconformidades sociales.

No es casualidad que el desarrollo cultural y educativo, así como la formación politica, hayan sido descuidados por los regímenes “progresistas”. Es que resulta mucho más fácil conseguir la conformidad social mediante la transferencia de recursos económicos.

Quizá el gran drama de la era “progresista” –y esto es aplicable también al chavismo- sea que acostumbró a la población de sus países a ser satisfecha con cosas materiales, con consumo, con la sensación de prosperidad.  En lugar de formar ciudadanos, formó consumidores y público aplaudidor, mientras que los gobernantes se iban acostumbando a disfrutar de los privilegios del poder

 Pero, ¿qué ocurre cuando los recursos dejan de ser tan abundantes? ¿Qué pasa, incluso, cuando los consumidores ven que sus gobernantes abusan de los bienes de todos y a la vez entonan discursos de austeridad?

El drama de los gobiernos “progresistas”, y de algunos otros que no se autocalifican así, pero en estos temas actúan igual, es que creen en la omnipotencia de la política, entendida como ejercicio del poder estatal. Olvidan que la verdadera batalla, la que puede determinar que un pueblo sea libre y se autogobierne, se libra en el plano de la cultura y de la formación como ciudadanos.

Prometer la abundancia interminable y el goce de nuevos e infinitos derechos es todo lo contrario de promover la ciudadanía y la cultura. Porque la ciudadanía es ante todo responsabilidad. Y la cultura es indispensable para ejercer la ciudadanía.

La crisis que parece afectar a los gobiernos “progresistas” puede ser una buena oportunidad para reflexionar sobre el futuro. Porque no todas son pálidas.

Las recientes experiencias electorales en Argentina y Venezuela demuestran que algo nuevo se ha incorporado a la cultura política de esos pueblos. Atrás quedaron los tiempos mesiánicos en que la izquierda creía que “La Revolución” era un cambio irreversible, insometible a voluntades populares o a consultas democráticas. Los gobiernos de Argentina y Venezuela, pese a sus tremendos conflictos con la oposición, reconocieron su derrota y acataron la voluntad popular. Ese acatamiento, curiosamente, también legitima sus triunfos anteriores. Y anuncia la posibilidad legítima de triunfos futuros.

Las conquistas y los triunfos políticos, que se materializan y dependen de controlar el aparato del Estado, son logros efímeros. En cambio, las convicciones que se encarnan en la cultura de un pueblo son conquistas duraderas.

La era de los gobiernos “progresistas”, si acaso concluye, dejará pocas innovaciones duraderas en la cultura de sus pueblos. No ha aparejado un nuevo concepto de ciudadanía, ni una revisión de nociones como la de propiedad de la tierra y de otros recursos naturales, ni nuevos valores culturales y artísticos, tampoco dio lugar a una revolución educativa, capaz de modificar nuestra mirada sobre la realidad.

Son temas enormes, sobre los que deberíamos reflexionar, en lugar de concentrar siempre y exclusivamente la atención en el juego político electoral.

Fuente:INDISCIPLINA PARTIDARIA, la columna de Hoenir Sarthou
http://www.voces.com.uy/articulos-/indisciplinapartidarialacolumnadehoenirsarthoubalanceprogresista

lunes, 23 de noviembre de 2015

Con Macri Ganó El Neoliberalismo?

Con Macri: ¿Ganó El Neoliberalismo?

(http://www.telesurtv.net/news/Con-Macri-gano-el-neoliberalismo-20151122-0055.html.)

Para Mauricio Macri, hoy presidente de Argentina, Israel es una referencia como “un pueblo de lucha y de trabajo”.
Mauricio Macri, gobernador saliente de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires asumirá el 10 de diciembre la presidencia del país tras ganar con el 51,44 por ciento la segunda vuelta electoral. Su gestión en la capital estuvo marcada por críticas en materia de obras públicas, sobre todo en el área de asfaltado, una inexistente política de construcción de viviendas y el endeudamiento público desmedido.

Macri ha planteado retomar algunas de las medidas de tendencia neoliberal que causaron la severa crisis al final de la década de los noventa en Argentina, conocida como el “corralito financiero” que dejó al país en default,con una deuda que superaba el 120 por ciento de su PIB.  En el programa de teleSUR, La Entrevista Decide, el ministro de Economía y Finanzas argentino, Axel Kiciloff, explicó las causas y consecuencias que aún arrastra el Estado argentino (https://www.youtube.com/watch?v=zXs6I_D0vsw)


1.- Es el candidato de los mercados

El empresario Mauricio Macri, líder de Propuesta Republicana (Pro) y candidato de la alianza opositora Cambiemos, gobernó la capital argentina entre 2003 y 2015. Su fortuna viene del imperio creado por su padre, el italiano Franco Macri, quien desde 1970, ya era dueño de siete empresas pero tras concluir la dictadura militar tenían 46.

 (VER: http://www.telesurtv.net/news/Los-Macri-y-sus-negocios-durante-la-dictadura-argentina-20151112-0008.html)

Su​ política económica plantea la apertura a los mercados internacionales, la liberación del dólar, negociar con los fondos buitre, pactar con Reino Unido un acuerdo “amistoso” sobre las Islas Malvinas y dejar atrás los juicios por violaciones a los derechos humanos durante la dictadura.




Mauricio Macri y sus economistas adelantaron que su primera medida de gobierno sería eliminar las restricciones a la compra de dólares. El alza de la paridad oficial podría llegar a casi el 60 por ciento. La inflación se dispararía y el poder de compra del salario se destruiría, según han advertido expertos en la materia. 

Conozca todas las medidas anunciadas por Macri AQUÍ

3.- Sus peticiones a EE.UU.

Según las publicaciones de WikiLeaks y la difusión del periodista argentino, Santiago O´Donnell, Mauricio Macri, en su condición de jefe de Gobierno porteño se habría reunido en junio de 2008 con el gobernador de Carolina del Sur (EE.UU.), Mark Sanford, y pidió por mayores presiones para Néstor Kirchner, el entonces presidente argentino.

Esta solicitud de presionar al legítimo presidente de la nación argentina no se hizo en una sola oportunidad, sino en cinco y todas fueron rechazadas por Estados Unidos señalando que lo que ellos buscaban era mantener un buen vínculo. La entonces embajadora de EE.UU. en Argentina, Vilma Socorro Martínez, le dijo que el gobierno tenía como política mantener el buen vínculo y que ellos no tenían por qué hacer el trabajo que les corresponde a los políticos de la oposición.

4.- Los amigos de Macri

Diversos analistas políticos e intelectuales de la región han destacado los vínculos de Mauricio Macri con las “nuevas derechas” regionales: Henrique Capriles y Leopoldo López en Venezuela, Aécio Neves en Brasil, y Guillermo Lasso en Ecuador, entre otros representantes que también buscan disfrazar su discurso para intentar construir nuevas mayorías.

Su aliado más antiguo es el expresidente colombiano Álvaro Uribe Vélez, quien en diciembre de 2010 consideró a Macri “una esperanza para todos los latinoamericanos” y  “una ilusión en toda nuestra región, que necesita líderes sobresalientes”.Leer más



Con la promesa de pedir la liberación de Leopoldo López al Mercosur, Mauricio Macri, dio luces como candidato de cómo sería su política internacional si fuera Presidente. López es un opositor de la ultraderecha venezolana que fue sentenciado por la justicia de su país a 13 años de prisión, por las protestas de 2014 que dejaron 43 personas muertas y cientos de heridos.

“Yo estoy comprometido con fortalecer la democracia, la libertad y los derechos, en caso de ser electo como Presidente, voy a pedir por los abusos que hay en Venezuela, por los presos políticos, por la participación de militares en el gobierno y porque se ejerza la cláusula democrática suspendiendo a Venezuela”, expresó durante su último debate público ante su contrincante Daniel Scioli.

También es cercano al primer ministro de Israel, Benjamín Netanyahu, a quien considera una referencia muy importante como “un pueblo de lucha y de trabajo”, pues cree que esta nación lucha contra el terrorismo.

Su intención es convertir a la Argentina en un aliado estratégico de Israel y que la relación con Irán se reduzca a un “estado mínimo”, señaló Claudio Avruj, un funcionario que acompañó a Macri a Israel, fue su subsecretario de Derechos Humanos y director de la organización judía Daia.



“La relación con Irán va a ser totalmente fría, en sus estados mínimos como lo está ahora con el gobierno de la Ciudad”, adelantó Avruj, que añadió que Macri buscaría derogar el memorando con Irán.

Macri ya adelantó esta postura a la exsecretaria de Estado estadounidense, Hillary Clinton, en un viaje que hizo a Nueva York en marzo de este año. Según artículo publicado en lapoliticaonline, Clinton le transmitió que “tiene la vocación de que la Argentina se sume a temas que son centrales en el mundo como el freno a la carrera armamentista” de Irán.

Un análisis publicado en el portal resumenlatinoamericano.org, Macri busca “una reorientación sionista de la política exterior argentina y separar a este país de la corriente soberanista y nacionalista de izquierda que gobierna en otros países latinoamericanos”. 

5.- Adiós a la integración latinoamericana


De acuerdo con el periodista y columnista internacional Alberto López Girondo, la derecha continental está con Macri para el regreso del neoliberalismo en Argentina. “Estos apoyan a Macri, entre otras cosas, porque consideran que una victoria de la derecha podría desencadenar un efecto dominó en la región”, apuntó López en entrevista con teleSUR.

Hay que tomar en cuenta que la ofensiva violenta, desestabilizadora y con fines golpistas en Venezuela y Brasil en 2014, se enmarca dentro de la denominada restauración conservadora que advirtió el presidente Rafael Correa, la misma que se trató de implementar en Ecuador en julio de este año.

La derecha sabe y está consciente que Latinoamérica ha cambiado. Ya no es la misma de hace 20-30 años cuando la larga noche neoliberal no parecía tener fin.

Esta mimetización del discurso político de las élites representadas en candidatos como Macri tiene un nombre: Hugo Chávez. La llegada al poder del líder bolivariano a la presidencia de Venezuela dio un giro a la correlación de fuerzas y al mapa geopolítico latinoamericano. Leer más

sábado, 19 de septiembre de 2015

Venezuela: Las Conexiones Financieras De Leopoldo López

Venezuela: Las conexiones financieras de Leopoldo López


(http://www.resumenlatinoamericano.org/2015/09/14/venezuela-las-conexiones-financieras-de-leopoldo-lopez/)

William Serafino/Resumen Latinoamericano/Misión Verdad, 14 de septiembre de 2015 –

El legado familiar y financiero de Leopoldo López devela un conjunto de conexiones tejidas en beneficio de grandes intereses corporativos y transnacionales. La amplia red de ONGs, tanques de pensamiento y aparatos de espionaje que son utilizadas para filtrar financiamientos y recursos de todo tipo en función de desestabilizar a Venezuela, forman parte de una agenda mucho más grande enmarcada en el asedio financiero hacia Venezuela. Leopoldo López es el empleado más importante que posee la gran banca estadounidense en el país con las mayores reservas de crudo del planeta.

Familia y contactos

Mientras la historia política venezolana se partía en dos en medio de la rebelión popular de 1989, Leopoldo López iniciaba por aquellos días sus estudios universitarios en la Kennedy School of Government de la Universidad de Harvard. La reputación y fama internacional que recaba esta institución académica residen, principalmente, en la captación y formación exhaustiva de nuevos agentes de las instituciones de poder global, redes de inteligencia y de sus derivados pertenecientes al poder blando.

El general norteamericano David Patreus, director de la CIA hasta la última reelección de Barack Obama (2012) y uno de los principales promotores en la creación de una zona de ataque en conjunto con Turquía en el norte de Siria a través del general John Allen, dio clases y conferencias en esta institución con el objetivo de captar y capacitar empleados para la organización. Leopoldo López despuntó rápido en el certamen y se llevó todos los aplausos.

Pero el desarrollo antipolítico de Leopoldo López no se debe a su talento natural nada más. Sin duda alguna recibió bastante apoyo de su tío, Thor Halvorssen Hellum, el cual aparte de ser el impulsor de la privatización de la Cantv mientras fue presidente de dicha institución durante el primer gobierno de Carlos Andrés Pérez, también participó como agente de la CIA llevando suministros militares y dinero en efectivo a la contrainsurgencia mercenaria contra Nicaragua y El Salvador.

La piromanía de los López Mendoza es genética, tanto así que el famoso caso del carro bomba que explotó en el C.C.C.T. en el año 1993, tuvo a Thor Harlvorssen Hellum como autor intelectual. Es una cuestión de familia.

Herencia y negocios

Paradójicamente, el hijo de este terrorista y en consecuencia el primo hermano de Leopoldo López, Thor Harlvorssen Mendoza, fundó en el año 2005 una ONG conocida como Human Rights Foundation con el apoyo financiero de su padre. La sede del aparato de inteligencia en cuestión tiene su sede en el principal centro financiero de la élite occidental: Nueva York.

Y fue precisamente en los pasillos de los edificios financieros de Nueva York donde Harlvorssen padre aprendió rápidamente cómo se batía el cobre de los negocios transnacionales. Logró hacerse con los derechos comerciales de las multinacionales Duplon Tyres (automóviles y neumáticos), Ericcson (telecomunicaciones y equipos electrónicos) y British Cellophane (empaques y manufacturas de plástico), además de conseguir jugosas líneas de crédito internacional altamente especulativas para erigirse como un importante “empresario” de la construcción inmobiliaria, del ramo asegurador, de hoteles, casinos y clubes nocturnos.

En los años 80 y 90 el Estado venezolano asumiría estos despropósitos económicos como parte de la “deuda pública externa” del país.

Pero no todo es talento innato para endeudar y saquear hasta la médula a Venezuela. Ya el padre, el viejo Øystein Leonard Harlvorssen, siendo cónsul del Reino de Noruega en Venezuela en el año 1938, aprovechó sus enlaces financieros internacionales para consolidarse como el representante exclusivo de la transnacional General Motors en territorio venezolano.

Leopoldo López y Thor Harlvorssen Mendoza son los herederos directos de este amplio legado de saqueo financiero y de neocolonización económica en beneficio de intereses transnacionales, como lo es también el otro primo cercano, Lorenzo Mendoza.

Hacer el trabajo sucio para devolver a Venezuela a la oscuridad del neoliberalismo es el fin último de su existencia como familia. Beneficiarse como los simples empleados domésticos que son, la extensión pírrica de su intensa agonía lumpenburguesa.

El peine de la CIA

Ya ha sido ampliamente demostrado por otros investigadores y analistas que la ONG del primo de Leopoldo recibe financiamiento de la NED y de la Usaid, como también que ha participado en procesos de desestabilización de mediana y alta intensidad en países como Nicaragua, Bolivia, Ecuador y por supuesto Venezuela, más allá de entregarle el premio Milton Friedman a Yon Goicoechea o infiltrarse en universidades para captar estudiantes y profesores.

Pisar el peine sobre el financiamiento “casi exclusivo” de la CIA a estas organizaciones es totalmente conveniente para la agenda estadounidense, al quedar blindado (mediáticamente) su carácter “autónomo” con respecto al poder económico real y su inserción política en el asedio de espectro completo contra Venezuela.

La CIA cumple una función operativa en cuanto a otorgar los financiamientos para actividades desestabilizadoras, pero quien pone el dinero de origen es la gran banca estadounidense y las empresas transnacionales que añoran (y necesitan) expandir sus ganancias.

Es así como la Human Rights Foundation recibe financiamiento de las corporaciones financieras norteamericanas (Black Rock, Citigroup, Goldman Sachs, Bank Of America, JP Morgan, etc.) a través de tanques de pensamiento y grupos de presión que trabajan cabildeando y presionando por distintas vías a todos aquellos gobiernos que medio se distancien de Estados Unidos.

Los empleados del mes

Ejemplo de este financiamiento “indirecto” es la Atlas Economic Research Foundation, una de las principales agencias del lobby económico transnacional que tiene operaciones en más de 80 países del mundo (con un fuerte énfasis en Rusia, China y países latinoamericanos). Armados con índices bursátiles sesgados y calificaciones de riesgo-país totalmente manipuladas, infunden temor sobre el futuro económico de los países buscando presionar a los gobiernos para que firmen Tratados de Libre Comercio o se adhieran a las conversaciones del Tisa (en inglés, Trade In Services Agreement) con el fin último de restarle áreas de influencia geofinanciera a Rusia y China.

Fundación Nacional para la Democracia y el Instituto Asia Central, quienes realizan actividades como grupos de presión en Rusia, China y sus alrededores, también son agencias tercerizadas del capital financiero estadounidense que a su vez le sueltan cobres a la ONG del primo de Leopoldo.

El famoso tanque de pensamiento venezolano Cedice trabaja de la mano con Human Rights Foundation. Ambas organizaciones se benefician y actúan como satélite venezolano y regional del Instituto Cato, donde trabaja el banquero prófugo de la justicia venezolana, Guillermo Zuloaga (familiar de María Corina Machado).

El Instituto Cato es una agencia exclusiva para el cabildeo institucional y legislativo de la poderosa familia Koch, asentada desde hace décadas como un fuerte factor oligopólico dentro del negocio petrolero, gasífero, químico, agroalimentario y financiero internacional, mediante sus importantes acciones en el principal fondo de inversiones estadounidense Black Rock.

Las ONGs y tanques de pensamiento que personifican en Venezuela la agenda financiera estadounidense a través de la mediatización política de Leopoldo López como “único líder de la democracia venezolana”, simplemente se encargan de pagarle bastante bien a economistas y reputados estudiosos del área para que, en foros y eventos internacionales sobre “la crisis en Venezuela”, convenzan a la opinión pública nacional e internacional de que es necesaria (y urgente) la liberación cambiaria y de precios, como también lo es el desmontaje de empresas públicas y todo aquello que tenga tufito a Estado, llámese Sistema de Misiones o Barrio Adentro.

Sólo bajo esas condiciones Citigroup, Goldman Sachs, Bank Of América, Black Rock y JP Morgan le dirán a las empresas norteamericanas que en Venezuela sí es posible saquear y especular con rendimientos superlativos.

El enemigo muestra la cara

Por tal motivo, a finales del año pasado, la banca estadounidense y sus calificadoras de riesgo decidieron dar un paso al frente en su propia agenda y boicotearle la imagen financiera a Venezuela aumentando las alarmas sobre un posible default, excediendo los pagos por intereses para el crédito internacional y esquivando dentro de sus balances los pagos oportunos de la deuda externa por parte del país. El presidente Maduro denunció esta campaña como parte de un bloqueo financiero.

Durante lo que va de año, los bancos estadounidenses antes mencionados han incrementado su participación directa en este sentido. Los empleados siempre serán necesarios para refrendar pronunciamientos y balances, pero el marcaje de expectativas de guerra económica, las inusitadas proyecciones inflacionarias y el ataque sistemático contra el Estado venezolano que realizan directamente estas corporaciones, tenderán a acelerarse puesto que su empleado doméstico más importante fue condenado a 13 años de prisión.

Ya el grupo financiero estadounidense, Jefferies and Company, el pasado día sábado dijo que Venezuela tenía un 70% de probabilidad de caer en default durante el año 2016.

Si bien Rusia y China no detienen sus ritmos de inversión en Venezuela por los desinformados manejos financieros de la banca estadounidense y sus calificadoras de riesgo, la aceleración exponencial del asedio financiero sí comporta una zancadilla que no se puede perder de vista.

La ley de Emergencia Internacional de Poderes Económicos de Estados Unidos, parte esencial del Decreto Obama, sigue activada y con ella todos los parapetos legales que versan sobre prohibiciones comerciales y financieras hacia las economías de los países que constituyen una “amenaza”.

No es algo para nada nuevo: a Nicaragua la bloquearon comercialmente en el año 1981 luego de que Reagan, el Pentágono y la banca estadounidense aceptaran que por la vía mercenaria (únicamente) no podía tumbar a Daniel Ortega. Ya en años anteriores, Nicaragua había sido declarada como una “amenaza inusual y extraordinaria” para la seguridad nacional de Estados Unidos.

A Irán, Rusia y Zimbabue también le han aplicado el ácido del bloqueo, sin que eso haya significado hambrunas o grandes calamidades sociales. El complot financiero sólo se tradujo en bloqueos programados contra la internacionalización de negocios comerciales y la capacidad de obtener financiamiento en el extranjero, condiciones que, a su vez, han abierto la puerta para la creación de nuevas plataformas geofinancieras (Banco de Infraestructura de China, proyección de contratos petroleros en yuanes, nuevas rutas de la seda y proyectos comerciales de gran envergadura en Latinoamérica) alejadas del capital transnacional estadounidense.

En esas plataformas de inversión, Venezuela tiene un papel importante como pivote dentro del espectro económico regional. Por eso las redes de tanques de pensamiento y ONGs del aparataje financiero norteamericano atacan en simultáneo y con el mismo financiamiento a Venezuela, China y Rusia.

En tal sentido, la aceleración del asedio financiero después de la sentencia de Leopoldo López buscará repliegues financieros programados de empresas transnacionales que tienen actividades oligopólicas en Venezuela (Pfizer, Colgate, Procter & Gamble, Cargill, etc.) y de los agentes parasitarios que dependen de insumos y bienes de capital provenientes de Estados Unidos, al mismo tiempo que los alarmismos sobre el supuesto impago de deuda externa tratarán de afectar directamente la deuda venezolana promoviendo la venta desesperada de títulos de valor venezolanos en el extranjero. Activar de forma parcial y de facto el Decreto Obama.

Defenestrar la imagen financiera del país y presionar a países latinoamericanos también asediados por la banca estadounidense (Argentina, Brasil, Ecuador y Nicaragua) para que rectifiquen y degüellen sus convenios comerciales con Venezuela, es una arista importante dentro de los objetivos fundamentales de la agenda focalizada en la región.

Y en ese interín de extorsiones y chantajes financieros, uno que otro pronunciamiento a favor de Leopoldo López, por más timorato y guabinoso que sea, ayuda a formar grietas en organismos multilaterales de la región y a provocar factores disonantes en el apoyo político internacional a Venezuela.

El cierre fronterizo con Colombia y la sentencia proporcionada a Leopoldo López son medidas de alto impacto en el marco de la guerra transnacional contra Venezuela y los países latinoamericanos apegados a su fortaleza política y económica internacional. Si bien la banca estadounidense y las empresas transnacionales están calculando políticamente sus maniobras en función de las elecciones del 6D, la agenda financiera estadounidense antes descrita tiene un carácter temporal de mediano y largo plazo.

Leopoldo López fue el eterno empleado del mes de la banca estadounidense, hoy está tras las rejas por asesino. Es ahora cuando el patrón empezará a hablar sin intermediarios.

miércoles, 16 de septiembre de 2015

Yemen Guerra Silenciada

Yemen sufre desde hace cinco meses una cruenta guerra en su territorio. Una guerra entre la población civil y milicias huties, por un lado, y el Gobierno titere de Arabia Saudi, por otro. Para intentar mantener a este gobierno, que ya aplastó en sangre algunas protestas en el pasado, los países del Golfo: Arabia Saudi, Qatar y Emiratos Arabes están bombardeado, día y noche, a la población civil.
Bombardeos indiscriminados que cuentan con el visto bueno de Estados Unidos, Israel y Occidente, que miran para otro lado, cuando en otros países, un simple o supuesto bombardeo (que resultó falso) derivó en una intervención militar (Libia)
Amnistía Internacional y HRW, muy preocupadas cuando se trata de Venezuela, apenas hablan de esto (y si lo hacen es con la boca pequeña). Y muchos periodistas españoles callan ante esta masacre y miran para otro lado, porque claro, cuando parte de los accionistas son qatarís (como pasa con EL PAIS o Público) pues mejor mirar a otra parte. Muchos callan y silencian un conflicto con más de 5000 muertos y UN MILLON DE REFUGIADOS.
Por ello, el próximo sábado, a las 19h hora española lanzaremos en Twitter ‪#‎YemenGuerraSilenciada‬
- Para denunciar la masacre cometida
- Para denunciar la sangría de Arabia Saudi y Qatar, aliados de nuestro país
- Para retratar la hipocresía de ciertos periodistas que callan antes GRAVES VIOLACIONES DE DERECHOS HUMANOS.
- Para denunciar la hipocresía de entidades como Amnistía Internacional, cuya jefa en EEUU es amiga de Clinton y que solo denuncia aquello que le interesa a sus "amigos" y patrocinadores
COMPARTE DIFUNDE: SÁBADO 19. 19 HORAS.
#YemenGuerraSilenciada (No tuitear hasta ese momento)
Comparte, envia por DM, difunde, socializa.

miércoles, 22 de julio de 2015

Por Qué España es un Estado Fascista






(https://opiniondeclase.wordpress.com/2014/10/19/por-que-espana-es-un-estado-fascista/)


1. España carece de Constitución, durante la transición no se abrió un periodo constituyente, jamás se convocaron elecciones para una asamblea constituyente, la Constitución es nula y según la doctrina jurídica del “fruto del árbol envenenado” todo lo que deriva de un acto nulo es igualmente nulo, la única legitimidad del Estado actual deriva de su victoria en la guerra civil.
2. La legislación fascista (represiva y no represiva) jamás fue derogada, el Estado actual nunca se ha desligado del anterior, la jurisprudencia que se sigue invocando hoy como argumento ante los tribunales es la que procede de los jueces franquistas, los cargos dirigentes del aparato judicial han sido copados por los sectores más reaccionarios del fascismo, como el Opus Dei.
3. La Constitución no reconoce e impide reconocer el derecho a la autodeterminación de las naciones, que es un derecho democrático y cuyo ejercicio en España se configuró en 2003 como delito.
4. La transición jamás exigió responsabilidades políticas por los crímenes fascistas, jamás se depuraron a los aparatos del Estado, los fascistas siguieron en sus cargos, e incluso ascendieron, fueron premidos y condecorados.
5. Los demócratas, las víctimas del fascismo y los represaliados por el terrorismo de Estado jamás han sido reconocidos y rehabilitados; siguen siendo considerados como bandidos y terroristas.
6. La transición fue un baño de sangre, el régimen asesinó a 600 antifascistas de diversas organizaciones y a otros que no pertenecían a ninguna organización.
7. Los detenidos políticos se contaron por decenas de miles, los periodos de detención eran de diez días y la mayoría de ellos fueron brutalmente torturados, detuvieron a los antifascistas, a sus familiares, a sus amigos, a sus compañeros de trabajo, a sus vecinos y a los abogados que les defendían.
8. La transición se llevó a cabo en medio del pánico masivo a un golpe de Estado militar que volviera la situación de la posguerra si las masas seguían protestando: “o tragas o damos marcha atrás”; hay que recordar la Operación Galaxia, el golpe de Tejero y las múltiples declaraciones intimidantes de los jefes militares.
9. El Estado fascista creó, financió y protegió organizaciones parapoliciales como el Batallón Vasco Español, los Guerrilleros de Cristo Rey, la Triple A, los GAL que actuaron impunemente durante años, asesinando e intimidando a las masas.
10. En España la suspensión de garantías constitucionales es general y permanente según el artículo 55 de la Constitución, lo cual supone que no existe el derecho a la libertad, ni el derecho a la intimidad, ni a la presencia de un abogado durante el periodo de detención, la transición se llevó a cabo bajo un estado de excepción y el imperio de la legislación llamada antiterrorista.
12. Durante la transición los partidos políticos no se legalizaron sino que tuvieron que “pasar por la ventanilla” (pasar por el aro), incluso partidos hoy legales, como ERC y otros, como el PCE(m-l) o el carlista; ni siquiera legalizaron a las asociaciones de familiares de los presos políticos, hoy está vigente la Ley de Partidos, algunos partidos legales han sido ilegalizados y otros no se han legalizado jamás, como el PCE(r).
13. Desde 1939 hasta hoy en España existen presos políticos, es el país de Europa con mayor número de presos políticos, no ha habido ni un dia sin presos políticos porque no ha habido ninguna clase de amnistía
14. En 1977 se creó ilegalmente la Audiencia Nacional, un tribunal fascista que aún subsiste y que sigue encargado de perseguir a los antifascistas en delitos políticos típicos como las injurias a la monarquía, además de la resistencia de las organizaciones armadas.
15. España es el país del mundo con mayor número de personas desaparecidas; en la posguerra fueron censados más de 100.000 casos; los más recientes proceden de la transición: son los de Eduardo Moreno Bergaretxe, “Pertur”, José Miguel Etxeberria “Naparra” y Jean Louis Larre, “Popo Larre”, aunque hay otros pendientes, como el de Santiago Corella “El Nani” o Antonio Anglés.
16. La desaparición es un crimen de lesa humanidad que no prescribe nunca, pero en 76 años, aquí no se ha juzgado ni un solo caso de ellos; ante esa impunidad, son los jueces argentinos los que están investigando los delitos cometidos por el franquismo.
17. Niños recién nacidos de personas humildes han sido secuestrados desde el final de la guerra hasta hoy con intervención de la Iglesia católica para ser adoptados por los fascistas, militares y oligarcas, la impunidad es total: no se ha investigado, ni juzgado, ni condenado a nadie, las familias no saben donde están sus hijos, los hijos no saben quiénes son sus padres.
18. El derecho de huelga se convierte en un delito de sedición en la Ley fascista de Movilización Nacional de 1970, que sigue vigente y que por decreto del gobierno permite convertir a los obreros en soldados sometidos a la disciplina de los tribunales militares.
19. No hay libertad de expresión sino diversos delitos, como el de apología del terrorismo que conducen a una estricta censura de los artículos de prensa y radio, así como de las letras de las canciones.
20. Hay dos instituciones especialmente intocables, la monarquía y el ejército, que vienen a ser lo mismo, los jueces consideran como delito incluso la quema de las fotos del rey, las críticas al rey no son un derecho sino un delito de injuras por el que han sido condenados muchos periodistas y otras personas que no lo eran, en 2009 fue condenado José Antonio Barroso Toledo, alcalde de Puerto Real, en un acto conmemorativo del aniversario de la II República por unas declaraciones contra la monarquía, el año pasado la Audiencia Nacional condenó por delitos contra la Corona al grupo musical “Ardor de estómago” y abrió diligencias contra el coronel Martínez Inglés por lo mismo.
21. Durante la transición fueron sistemáticamente perseguidos, denunciados, juzgados y condenados todos los periódicos y periodistas progresistas que llevaron a cabo algún tipo de denuncia de la continuidad del fascismo y sus crímenes, el último de ellos es Alfredo Grimaldos condenado en 2009 por el Tribunal Supremo por su libro “La sombra de Franco en la transición”.
22. El cierre de determinados periódicos, como Egunkaria, fue un auténtico crimen de Estado porque era el único en el mundo en una lengua tan característica como la vasca, que hubiera debido ser objeto de especial reverencia en un país democrático.
23. En la década de los años ochenta fueron cerradas casi todas las radios libres.
24. Han incautado y cerrado periódicos y revistas como Hermano Lobo, Triunfo, Egin, El Jueves, Crash, Área Crítica, dirigida por Alfredo Grimaldos y muchas otras.
25. Han clausurado varios blogs y páginas web, la más conocida de las cuales es Antorcha, cerrada en 2008, el año anterior cerraron la de El Jueves, otras se cerraron ellas solas el años pasado tras la aprobación de la “Ley Sinde” por puro pánico en un ejercicio de autocensura que ha afectado a una de cada diez de las páginas de enlaces.
26. Han censurado y prohibido conciertos de música, discos y vetado a grupos musicales, como Sociedad Alcohólica; en 2007 fue condenado Rivas Leyva, cantante de hip hop del grupo canario “Poetas de la Calle” por una letra contra el rey y la guardia civil, el año pasado la Audiencia Nacional detuvo a los raperos Pablo Hasél y Marc Falcó.
27. Los delegados del gobierno prohiben casi 300 manifestaciones al año, que siempre versan sobre los mismos asuntos, es decir, que la censura se ceba siempre sistemáticamente sobre determinadas protestas, como las manifestaciones ateas en Semana Santa, las multas en las manifestaciones se han disparado en los últimos años como medio intimidante no sólo para convocar sino para acudir a ellas.
28. Ha desaparecido el derecho a la intimidad, el control policial de la correspondencia, del teléfono y de los correos electrónicos es total, absoluto y sin ninguna clase de control judicial.
29. Ya no hay procesos judiciales de extradición sino entregas automáticas de una policía a otra (órdenes europeas de detención), ha desaparecido el derecho de asilo político (salvo si eres un gusano cubano y similares).
30. La Iglesia católica aún no ha sido separada del Estado, se ha convertido en un negocio espiritual libre de impuestos, el Estado la financia a través de la enseñanza concertada, los obispos disponen de facultades públicas, como las notariales, que utilizan para apoderarse de tierras y fincas que no son suyas.
J.S.

domingo, 19 de julio de 2015

GRECIA: LA LECCIÓN QUE TODO EL MUNDO DEBERÍA APRENDER


GRECIA: LA LECCIÓN QUE TODO EL MUNDO DEBERÍA APRENDER
(http://elrobotpescador.com/2015/07/17/grecia-la-leccion-que-todo-el-mundo-deberia-aprender/)

A continuación traducimos un artículo de Chris Kanthan en nationofchange.org, que resulta analizando lo sucedido en Grecia, resulta muy clarificador sobre como la mafia bancaria mundial actúa en todos los países.

Un artículo muy adecuado para compartirlo con las personas que aún no entiendan qué tipo de mafia criminal gobierna el mundo…


De acuerdo con lo que nos dicen los medios de comunicación, la actual crisis económica en Grecia se debe al gasto excesivo del gobierno, que ha llevado al país a la quiebra.

Este es el discurso oficial, pero sin embargo, es una gran mentira.

En realidad, son los bancos los que han destruído a Grecia, permitiendo que los oligarcas y las corporaciones internacionales se beneficien de ello.

Lo estamos viendo repetido, una y otra vez, en todos los grandes medios de comunicación, como un discurso repetitivo destinado a lavarle el cerebro a la población:

“El gobierno griego gastó demasiado dinero y se fue a la quiebra; los generosos bancos les prestaron dinero, pero Grecia todavía no pueden pagar las cuentas, ya que han administrado mal el dinero que se les ha dado”.

Es algo que suena bastante razonable y que por lo visto, mucha gente se ha creído.

Pero es una inmensa mentira. Y no solo para Grecia, sino para otros países europeos como España, Portugal, Italia e Irlanda que también están experimentando diversos grados de austeridad.

Esta misma mentira, ha sido utilizada por los bancos y las grandes empresas para explotar muchos países de América Latina, Asia y África durante muchas décadas.

La verdad es que Grecia no quebró por sí sola. La han hecho quebrar.

En resumen, los bancos destrozaron al gobierno griego y deliberadamente lo empujaron a contraer una deuda insostenible, de manera que los oligarcas y las corporaciones internacionales pudieran beneficiarse del caos y la miseria.

Si usted es fan de las películas de la mafia, ya sabe cómo la mafia consigue apoderarse de cualquier negocio; por ejemplo, de un restaurante. ¿Cómo lo hace la mafia?

En primer lugar, hacen algo para interrumpir o perjudicar el negocio, como por ejemplo, cometer un asesinato en el restaurante para perjudicar su imagen o provocar un incendio. Cuando el negocio comienza a sufrir las consecuencias, aparece el padrino y generosamente ofrece algo de dinero al propietario, como “muestra de amistad”. A cambio, uno de sus lugartenientes se hace cargo de la contabilidad del restaurante, otro de los suyos se puso a cargo de la contratación, y así sucesivamente, se va apoderando de la gestión completa del negocio. No hace falta decir que para el propietario, eso significa entrar en una espiral creciente de miseria, que pronto le llevará a la ruina…si tiene la suerte de seguir vivo, claro.

Ahora, veamos como se aplica este principio mafioso a la financiación internacional, en cuatro etapas.

ETAPA 1

La primera y principal razón por la que Grecia se metió en problemas, fue la “gran crisis financiera” de 2008, que en realidad fue una creación de Wall Street y de los banqueros internacionales.

Recordemos como sucedió todo: a los bancos se les ocurrió la “idea genial” de ofrecer hipotecas de alto riesgo a cualquier tipo de cliente, fuera quien fuera. A continuación, empaquetaron ​​todas estas bombas de relojería financieras y las vendieron como “valores respaldados por hipotecas” con un beneficio enorme a varias entidades financieras en países de todo el mundo.

Los que facilitaron en gran medida esta práctica delictiva, fueron los miembros de otra rama del sistema bancario, el grupo de agencias de calificación, como por ejemplo Standard & Poor’s, Fitch y Moody, que dieron calificaciones estelares a éstos productos financieros destinados a quebrar.

Entonces, políticos sin escrúpulos como Tony Blair, fueron pagados por los grandes bancos para vender estos títulos peligrosos a fondos de pensiones, municipios y países de todo Europa.

Los bancos y los gurús de Wall Street ganaron cientos de miles de millones de dólares siguiendo este esquema de negocio.

Pero esta solo fue la Etapa 1 de su enorme estafa.

¡Había mucho más beneficio que hacer en las siguientes tres etapas!

ETAPA 2

Fue en esta etapa cuando las bombas de relojería financieras estallaron.

Los bancos comerciales y de inversión de todo el mundo comenzaron a derrumbarse en cuestión de semanas. Los gobiernos a nivel local y regional vieron sus inversiones y activos evaporarse. Fue un caos generalizado en todas partes.


Buitres como Goldman Sachs y otros grandes bancos se beneficiaron enormemente de tres maneras:

·Una: podían comprar otros bancos como Lehman Brothers y Washington Mutual por céntimos de dólar.

·Dos: De forma mucho más cruel, Goldman Sachs y personajes poderosos con información privilegiada como John Paulson (que recientemente donó 400 millones de dólares a la Universidad de Harvard) apostaron previamente a que estos valores estallarían. Paulson ganó miles de millones, y los medios de comunicación, encima, celebraron su perspicacia. Algo realmente indignante. Para hacer una analogía, es como si los terroristas que atentaron contra el World Trade Center hubieran apostado a que las torres caerían el día antes y hubieran ganado millones con ello. Y que encima los medios, los llamaran “perspicaces”.

·Tres: en tercer lugar, y para restregar sal en la herida, ¡los grandes bancos exigieron un rescate a los propios ciudadanos cuyas vidas los banqueros habían arruinado! ¡Y lo hicieron y la gente tragó! Por ejemplo, en los EEUU, los banqueros consiguieron cientos de miles de millones de dólares de los contribuyentes y billones del Banco de la Reserva Federal, que en el fondo no es nada más que una organización privada de banqueros.

(no hace falta decir lo que sucedió en España con entidades como Bankia)

En Grecia, los bancos nacionales consiguieron más de 30 millones de dólares de rescate del pueblo griego. Es decir, ese Gobierno griego supuestamente irresponsable, tuvo que rescatar a los banqueros.

ETAPA 3

La tercera etapa es cuando los bancos obligan al gobierno a aceptar enormes deudas.

Si utilizamos una metáfora del mundo de la biología, imaginemos a un virus o una bacteria. Todos ellos tienen estrategias únicas para debilitar el sistema inmune del huésped. Una de las técnicas utilizadas por los banqueros internacionales parasitarios, consiste en rebajar los bonos de un país. Y eso es exactamente lo que hicieron los banqueros, a partir de finales de 2009. Esto hace que, inmediatamente, los tipos de interés (“rendimientos”) de los bonos suban, por lo que es cada vez es más caro para el país pedir dinero prestado o incluso pagar los intereses de los bonos existentes.

Desde 2009 hasta mediados de 2010, los rendimientos de los bonos griegos a 10 años casi se triplicaron. Este asalto financiero cruel arrodilló por completo al gobierno griego y los banqueros consiguieron su primer acuerdo sobre la deuda, por la friolera de 110.000 millones de euros.

Los bancos también controlan la política de las naciones. En 2011, cuando el primer ministro griego se negó a aceptar un segundo rescate masivo, los bancos le obligaron a dimitir y de inmediato lo reemplazaron por el Vice Presidente del BCE (el Banco Central Europeo).

No necesitaron elecciones. La democracia es una ilusión controlada por esta gente.

¿Qué hizo el nuevo primer ministro? Obedecer las instrucciones que le dieron los banqueros sin rechistar.

(Por cierto, al día siguiente, sucedió exactamente lo mismo en Italia, donde el primer ministro renunció, sólo para ser reemplazado por un títere de la banca internacional. Diez días más tarde, España vivió unas elecciones avanzadas donde una marioneta de la banca ganó las elecciones).

Como vemos, los titiriteros vivieron una gran mes en noviembre de 2011.

Pocos meses más tarde, en 2012, se utilizó la misma manipulación del mercado de bonos, cuando los banqueros elevaron los rendimientos de los bonos griegos a 50%.

Este terrorismo financiero inmediato tuvo el efecto deseado: el parlamento griego acordó un segundo rescate masivo, incluso más grande que el primero.

Llegados a este punto, se produce algo que la mayoría de la gente no entiende. Los préstamos no son sólo los préstamos simples, como los que se obtienen de una tarjeta de crédito o de un banco. Se trata de préstamos que vienen con condiciones muy especiales adjuntas, que exigen la privatización de los activos de un país.

Si usted ha visto El Padrino III, recuerde a Hyman Roth, el inversor que fue a saquear Cuba con sus amigos. Reemplace a Hyman Roth por Goldman Sachs, el FMI (Fondo Monetario Internacional) o el BCE, y tendrá lo mismo.

ETAPA 4

A esta etapa la llaman “Reformas estructurales”.

La violación y la humillación de una nación comienza con el nombre de “austeridad” o de “reformas estructurales”.

Debido al nivel de endeudamiento a la que fue sometida, Grecia ha tenido que vender muchos de sus activos rentables a oligarcas y corporaciones internacionales.

Las privatizaciones han sido despiadadas, y en ellas se incluye cualquier cosa que sea rentable.

En Grecia, las privatizaciones incluyen el agua, la electricidad, las oficinas de correos, los servicios aeroportuarios, los bancos nacionales, las telecomunicaciones, las autoridades portuarias (que son enormes en un país que es líder mundial en el transporte marítimo), etc.

Por supuesto, los banqueros, especialistas en el arte de manipular, siempre exigen la inmediata privatización de todos los medios de comunicación, lo que significa que pueden inundar el país con propaganda todos los días y a todas horas sin oposición y decirle a la población que “ha abusado”, “que ha vivido por encima de sus posibilidades” y “que es corrupta” y que en cambio, los generosos banqueros que prestan su dinero, son los salvadores de la situación; además, se puede inocular en la población la idea de que vivir en la esclavitud de la austeridad es mucho mejor que la alternativa.

Por si eso fuera poco, los tiránicos banqueros también llegan a dictar hasta la última línea de los presupuestos del gobierno, hasta el detalle más nimio. No existe este nivel de control exhaustivo en ningún otro tipo de relación entre acreedor y deudor.

Así pues, llegados a este punto, ¿qué pasa tras la privatización completa del país y el despotismo explícito de los banqueros?

Por supuesto, que los ingresos del gobierno caen acusadamente y que la deuda aumenta aún más.

¿Cómo se puede “arreglar” esta situación? Por supuesto, ¡recortando el gasto!

Despedir a los trabajadores públicos, recortar el salario mínimo, recortar las pensiones, cortar los servicios públicos y aumentar los impuestos a las cosas que afectan al 99% pero nunca al 1% más privilegiado.

Por ejemplo, las pensiones se han reducido a la mitad y el IVA ha subido a más del 20%.

Todas estas medidas han llevado a Grecia a una calamidad financiera que es peor que la Gran Depresión de los EEUU en la década de 1930.

Hace falta ser una clase especial de psicópata y criminal, para llevar a un país entero, a través de la austeridad, hacia el holocausto económico.



Si cada persona en Grecia hubiera sabido la verdad sobre la austeridad, no habrían caído en esta trampa.

Lo mismo sirve para España, Italia, Portugal, Irlanda y otros países que sufren las medidas de austeridad.

Lo más triste de todo, es que éstas no son estrategias únicas.

Desde la Segunda Guerra Mundial, estas prácticas predatorias han sido utilizadas innumerables veces por el FMI y el Banco Mundial en América Latina, Asia y África.

Esta es la esencia del Nuevo Orden Mundial: un mundo propiedad de un puñado de corporaciones y bancos; un mundo que está lleno de obedientes siervos endeudados y sin poder.

Un golpe de estado a nivel mundial, para devolvernos a un nuevo tipo de Feudalismo Global.

Hay una fórmula del Fondo Monetario Internacional que siempre se usa para apoderarse de cualquier nación:

La fórmula consiste en imprimir dinero, sacado de la nada…el dinero se presta a un país, mucho más allá de su capacidad para devolver el préstamo, preferentemente a oligarcas corruptos. Se espera a que el país caiga en problemas financieros y a continuación, se llega a un acuerdo para transferir todos los activos de infraestructura valiosos de ese país a sus acreedores internacionales.

Resultado: Ahora los oligarcas son los dueños de las carreteras, de los puentes, de las plantas de tratamiento de agua, los puertos, las playas y los monumentos nacionales y pueden cobrar a los ciudadanos por su uso y controlar todos los aspectos de sus propiedades. Y todo ello “legalmente”


El mundo está gobernado por psicópatas sin escrúpulos, la peor ralea de criminales de la historia; la mayoría de gente se niega a creerlo, pero estos tipos disfrutan haciendo daño: provocar sufrimiento les produce auténtico placer, les hace sentir poderosos. Y tienen como esbirros y abnegados servidores, a una amplia colección de matones con traje y corbata (y ahora también sin corbata), ocupando los altos puestos de la política, con el objetivo de aplicar sus órdenes.

Cualquier muestra de respeto o admiración hacia alguno de estos auténticos demonios, es reflejo de una profunda debilidad mental y de una insufrible indignidad como ser humano.

¿De verdad alguien es tan ingenuo como para creer que se puede luchar contra estos criminales de masas votando a un partido político o saliendo a la calle a pasear pancartas?

¿Cómo alguien en su sano juicio pretende luchar contra ellos respetando las leyes y procedimientos, que ellos mismos han escrito, para tenernos a todos sometidos?

Lo más “maravilloso” de la execrable traición de Alexis Tsipras a su pueblo, es que le ha mostrado al mundo cuál es la auténtica realidad de la situación y cómo funcionan realmente las cosas.

A partir de aquí, el que no lo vea es que es directamente un idiota…

Fuente: http://www.nationofchange.org/2015/07/05/greece-what-you-are-not-being-told-by-the-media/

http://investmentwatchblog.com/the-imf-formula-for-taking-over-a-nation/#4wwGxLuhio8d9kVx.99

DESENCHÚFATE!!

<b>DESENCHÚFATE!!</b>
(Fotografía:El mejillón suicida)